¿Es posible reinventar el clásico de los clásicos? La ruleta se renueva
Imagen de Greg Montani en Pixabay

¿Es posible reinventar el clásico de los clásicos? La ruleta se renueva

Hay un dicho que cuenta que no es posible “reinventar la rueda”. Normalmente, se usa para decir que cuando algo funciona, no es necesario tocarlo… ¿o sí? La verdad es que la ruleta, siendo el juego de casino por excelencia, cuenta con multitud de variaciones, la mayoría de ellas surgidas con la explosión del juego online.

Pues bien, algunos desarrolladores como Evolution Gaming nos demuestran que todavía es posible innovar. Nos queda ruleta para rato, vamos…

De las ruletas europea y americana a la ruleta múltiple

El concepto de las ruletas en vivo es, en realidad, bastante sencillo. Elegimos nuestros números favoritos (o apostamos a color, si somos de aquellos que confiamos en la Martingala), realizamos apuestas de calle, caballo o vecinos, dependiendo de la experiencia que tengamos y… esperamos a ver si tenemos suerte.

Realmente, hasta hace bien poco, la única elección era entre la ruleta francesa (que tiene solo un 0) y la americana (que cuenta con 0 y 00).

Pero claro, esto era en los casinos físicos que, dicho sea de paso, se están quedando ligeramente anticuados para los gustos de las nuevas generaciones, como los nacidos en la llamada Generación Z.

Eso sí, nunca está de más recordar que únicamente se debe jugar de forma responsable, y solo si somos mayores de edad.


Te puede interesar:

La gran Historia del primer gran Hotel de Las Vegas: la meca del juego


Una de las principales novedades no es, técnicamente, una ruleta en vivo: es decir, no hay un crupier que cante el famoso “no va más” antes de lanzar la bolita y que esta gire hasta caer en uno de los números. No.

La ruleta que presenta Evolution Gaming, llamada acertadamente Instant Roulette, nos muestra nada menos que doce (12) ruletas individuales pero que giran de forma secuencial, y en las que la bolita va cayendo en orden en cuanto se pone en marcha la ruleta anterior.

La diferencia con la ruleta de toda la vida es que el jugador tiene un tiempo prácticamente ilimitado para elegir a qué números quiere apostar, ya que hasta que no pulsa el botón de “Jugar”, las ruletas no se ponen en marcha.

Eso sí, los resultados son prácticamente instantáneos. Y el hecho de tener la oportunidad de jugar en 12 ruletas a la vez, en fin, no es algo que se vea todos los días.

La evolución no parece tener fin

Y es que, aunque este invento de Evolution sea bastante llamativo, dando una nueva vuelta de tuerca al concepto de la ruleta, lo cierto es que, en los últimos años, este juego ha sido objeto de múltiples renovaciones: desde ruletas que tienen no uno, ni dos, sino ¡tres! ceros, es decir, 000 hasta aquellas en los que el 0 ha desaparecido por completo (y, con él, la ventaja de la banca), pasando por una ruleta con doble bolita -sí, esto también existe- o una mini ruleta, donde en vez de apostar a los 37-38 números que son habituales en la ruleta (dependiendo si jugamos a una de las clásicas, es decir, europea o americana), tendremos solamente trece para elegir.

Y es que no es de extrañar que no paren de aparecer versiones de estos juegos; al fin y al cabo, la popularidad de los videojuegos (la ruleta online no deja de serlo, aunque el concepto sea diferente) no ha dejado de aumentar, al igual que el de la propia ruleta o las tragaperras, que empezó siendo poco menos que una maquinita que daba premios como chicles o tabaco y ahora tenemos auténticas experiencias en realidad virtual (¿hemos comentado ya que también existen ruletas en RV?), que son una auténtica virguería. ¿Nos vemos en el casino… virtual?

Resumen
¿Es posible reinventar el clásico de los clásicos? La ruleta se renueva
Nombre del Artículo
¿Es posible reinventar el clásico de los clásicos? La ruleta se renueva
Descripcion
¿Es posible reinventar el clásico de los clásicos? 【La ruleta se renueva】Así es la explosión del juego online. ¿Cómo se reinventa un juego?
Autor
Actually Notes Magazine
Actually Notes Magazine
Logotipo del editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *