¿Artistas ? ¿Genios? ¿Locos? ¿Simples Caraduras?

¿Artistas ? ¿Genios? ¿Locos? ¿Simples Caraduras?
rana crucificada de Martin Kipperberger

En la actualidad, y en la Historia del Arte, siempre se han planteado estas preguntas a propósito de ciertas “obras artísticas” sobre las que el propio concepto “artístico”, muy razonablemente, se ponía en tela de juicio. Más allá del numerito de la destrucción del cuadro de Banksy en la sala de subastas Sotheby’s, cuyo video en el que muestra cómo fabricó el autodestructor supera los tres millones de visualizaciones en este momento, hay otros ejemplos de cómo supuestos artistas llaman nuestra atención bordeando las líneas invisibles del ARTE.

Triturando a la niña y el globo

Entre los artistas contemporáneos tenemos un buen número de nombres entre los que situar las tres preguntas que nos planteamos en el encabezamiento. Para los “no entendidos”, es decir, la mayoría entre la que me incluyo sin rubor, hay cosas a las que “los expertos” llaman Arte. Pero: ¿realmente es Arte una vaca disecada dentro de un tanque de formol?, ¿Es Arte contemplar cómo un hombre se sienta a la mesa a comer un feto humano que previamente ha cocinado a la parrilla?  Ejemplos, como…

Damien Hirst

Damien Hirst

Gurú entre los gurús actuales, Damien Hirst, perteneciente a la Young British Artists (jóvenes artistas británicos) representa la esencia actual de lo que tratamos de contar en este artículo.

¿Es Arte contemplar cómo un hombre se sienta a la mesa a comer un feto humano que previamente ha cocinado a la parrilla?

Con treinta años ya era millonario.

Vendía armarios llenos de píldoras de colores o animales conservados en formol.

Cráneo de Damien Hirst
Cráneo de Damien Hirst

Se calcula que su fortuna ronda los 300 millones de euros. Solo la famosa calavera con más de 8.000 brillantes incrustados se vendió por 74 millones de euros.

Lo más gracioso del asunto es que fue una joyería londinense quien se encargó de llevar a cabo la obra de arte, es decir, de insertar cada pieza en su sitio.

Las obras de Hirst siguen un patrón parecido, en 2007 saltó de nuevo a la arena mediática gracias a su “Madre e Hijo Divididos”: una vaca y un ternero, cortados por la mitad e inundados en formol.

Por “La Imposibilidad Física de la Muerte en Alguien Vivo”, un tiburón sumergido también en formol, cobró 9 millones de euros de manos de Steven Cohen, quien se quejó ya que al cabo del tiempo el cadáver del tiburón se descompuso y empezó a oler.

Para esos trabajos tiene a sus cien “obreros”, como él denomina, que se encargan, entre otras cosas, de “revisar” las obras.

El Escándalo como forma de expresión artística

En los últimos tiempos hemos asistido a una sucesión de artistas que, saliéndose de lo corriente de forma indubitada, han llamado la atención del mundo globalizado con sus creaciones.

Arte Invisible

Es el caso de Guillermo Habacuc Vargas, costarricense que saltó a la fama internacional cuando presentó en una exposición una perra callejera llamada Natividad amarrada y, supuestamente, le dejó morir de hambre.

La explicación de este “hecho artístico” se centraba en llamar la atención de la sociedad. Una sociedad donde las relaciones sociales llegan a ser extremas. “Yo no llamaría al arte extremo si lo extremo es lo que relata”, dijo intentando explicar su obra.

En un video que ya no está disponible se esgrimía una teoría que decía que, en realidad, no se murió ningún perro y que todo fue obra de un montaje que partió de un blog en Internet y que dado el calado del hecho trascendió de forma mundial. Aún así, se desconoce la naturaleza del hecho que el creador planteaba.

Si lo que quería era llamar la atención para hacer trascender públicamente su obra, algo que consiguió, o si quería realmente llamar la atención ante la deshumanización del mundo.

Una última explicación a la instalación de Habacuc la proporcionaba una comentarista del video que se enlazaba cuando estaba disponible.

En él se explica que tiempo atrás, en Costa Rica, un indigente, cuyo nombre era Natividad, murió descuartizado por un perro ante la mirada indiferente de bomberos y policías que no le socorrieron. De esta forma, con esta instalación artística, Guillermo Habacuc, transmutando los hechos, reinterpretaría la realidad haciendo una verdadera llamada a la reflexión.

Héctor Falcon
Héctor Falcon

En cualquier caso, la propagación de toda esta historia consiguió que más de dos millones de personas firmaran, a través de una página Web, contra Habacuc, a la vez que profieren todo tipo de insultos. Para rematar la cosa, él mismo firmó el documento.

Otros artistas contemporáneos sí que han demostrado a todas luces sus creaciones, digamos llamativas, es el caso de Héctor Falcón, de origen mexicano, quien para “criticar la belleza convencional a través del arte”, ingirió durante siete semanas esteroides, el equivalente a lo que podría consumir un culturista en un periodo de entre dos y cuatro años.

Para el artista: “¿Si no existiera la palabra arte? Yo seguiría haciendo las mismas cosas, el arte es sólo una clasificación”.

Se puede decir que utilizó su propio cuerpo para plasmar una obra de arte. En otras ocasiones, Falcón ha llegado a tatuarse con brasa encendida y a agredirlo químicamente “para transformarlo en un Proceso anabólico” Existe un documento gráfico, a través de video y fotografía que fue comercializado en el año 2000. Su intención es hacer una crítica a la belleza convencional a través del arte. Y hay otros ejemplos en los que el cuerpo es un medio para plasmar las ideas…

Otros Ejemplos

Dentro de este ya heterogéneo grupo podemos incluir al  brasileño Eduardo Kac y su “arte transgénico”. En 2000 creó a la conejita fluorescente Alba con la ayuda de tres especialistas del Instituto Nacional de Investigación Agronómica de Francia. La pieza consistió en introducir al animal una mutación sintética del gen de la medusa, que produce una proteína verde fluorescente.

En 2004, el artista Yoshua Okon creó para una galería mexicana la pieza HCl, que es el símbolo químico del ácido clorhídrico y ayuda a la digestión humana. La obra de Okon consistió en colocar una tubería transparente que atravesaba la galería, a través de la cual circulaba vómito donado por personas con bulimia.

Siguiendo el hilo podemos encontrar al Grupo Semefo, del que formaba parte la mexicana Teresa Margolles, realizó acciones como dejar caer un caballo muerto desde una altura de 20 metros para grabar el sonido que hacía al estrellarse contra el suelo.

El uso del cuerpo humano o de animales en piezas de arte no es nuevo, pero sí es cada vez más constante a nivel internacional.

El arte extremo

En 2003 el artista chino Zhu Yu, quien realizó el acto de comer un feto humano como parte de una acción artística, también introdujo sesos humanos en recipientes para mermelada, en una obra que tituló Cerebro Humano Enlatado.

ZHU YU EL CANiBAL arte comer niños muertos
ZHU YU EL CANiBAL
arte comer niños muertos
Alba Green
Alba Green

Alba, la coneja transgénica creada por Eduardo Kac. Photo: Chrystelle Fontaine

Más Escándalos

Rana crucificada de Martin Kipperberger
Rana crucificada de Martin Kipperberger

La escultura, como se puede ver a la derecha, es una rana clavada en una cruz cristiana, con la lengua sacada y una jarra de cerveza en una mano y un huevo en la otra. 

Exhibida, de forma temporal en el Museo de Arte Moderno de Bolzano, el obispo de la localidad puso el grito en el cielo indicando que se estaba hiriendo la sensibilidad de los creyentes católicos. Hecho, este, que volvió a llevar a la actualidad la ya famosa rana, quizá contra la intención del obispo.


La obra fue creada en 1990 por Martin Kipperberger, fallecido en 1997.
El Consejo de la fundación del museo que aloja la obra aseguró que nada tiene que ver con la religión y que es producto del estado de ánimo del artista, al parecer atormentado por el consumo de droga y alcohol.


Durante el verano de 2008, el papa Benedicto XVI, envió una carta al presidente del Consejo Regional de Tirol del Sur, Franz Pahl, lugar donde se halla la escultura en la que insiste sobre los argumentos del obispo.

Ejemplos da la Historia

Mierda del Artista

 

Merde d´Artiste

Corría el año 1961 cuando el artista Piero Manzoni preparó 90 latas con sus propios excrementos, que puso a la venta. El precio del “arte enlatado” era el proporcional al peso de la lata relacionado con la cotización del precio del oro. Desconocemos si todas las latas llegaron a venderse, sí sabemos que algunas de ellas fueron adquiridas por el público y que se pudo comprobar que en el interior había “mierda del artista” dada la baja calidad de los recipientes.

DuchampMarcel Duchamp, uno de los miembros del Zhu Yu, participó en el Salón de la  Sociedad de Artistas Independientes de Nueva York de 1917, bajo el pseudónimo de R. Mutt, con el urinario que aparece en la imagen, presentándola como escultura. El jurado, del que él mismo formaba parte, arrinconó la obra. Duchamp, dimitió expresando así su protesta.


>> Otros Artículos

103 Personajes de la Historia en un cuadro Leer…
>> Morrissey contra Damien Hirst Leer…

Te va a interesar:

Pop Art. Arte Pop. Características e Historia

Qué es Surrealismo y sus Características. Definición. Pintura, Cine, Literatura.

 

Sobre José Carlos Bermejo 311 Artículos
José Carlos Bermejo, Madrid noviembre 1971. Escritor. Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología, ha colaborado en diferentes medios de comunicación, tradicionales y digitales. Es autor de la novela WILDE ENCADENADO y del libro de relatos RETAZOS DE UN MUNDO IMPERFECTO. + info: josecarlosbermejo.com

1 Comentario

  1. REalmente están locos. Lo que no entiendo es que el resto de nosotros les riámos las gracias o que los millonarios compren sus obras como inversiones, haciendo más millonarios a gente que no lo merece cuando se podía poner de moda donar dinero para la investigación de enfermedades y no para tener colgado un cuadro que no tiene ningun valor realmente. Fin de la cita

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*