Los robots que ya están con nosotros

9 enero, 2018  —  Por

Un robot desarrollado durante 2017 ha logrado penetrar en el reactor dañado por el desastre nuclear de Fukushima, otros robots ya dirigen orquestas o transportan comida. En Dubai, las autoridades lanzaron un robot policial para ‘proteger’ las calles y ofrecer ayuda. Estos son (algunos) de los robots que ya están entre nosotros porque la tecnología los ha traído para quedarse.

 

Arabia Saudita se convirtió en el primer país del Mundo en otorgar la ciudadanía a un robot: Sophia, quien fue presentada en una multitudinaria conferencia de inversionistas en la capital saudí: Riyadh.

Sophia fue presentada ‘como un ejemplo de cómo la tecnología de robots y la inteligencia artificial harán que las máquinas sean más humanas en el futuro’.

El anuncio se hizo cuando Sophia participaba en una discusión grupal frente a una multitud. La presentación fue llevada a cabo por el periodista Andrew Ross Sorkin, quien ‘informó’ a Sophia de la decisión del gobierno saudita. “Tenemos un pequeño anuncio. Sophia, espero que me estés escuchando, te ha sido otorgada la primera ciudadanía saudí para un robot “, dijo Sorkin. Sophia respondió a continuación: “Quiero agradecer mucho al Reino de Arabia Saudita. Me siento muy honrada y orgullosa de esta distinción única. Es histórico ser el primer robot en el mundo en ser reconocido con una ciudadanía, apostilló. Probablemente, aquí quedaba bien explicada la programación, que no la espontaneidad del robot en cuestión 😀

Y añadió: Quiero usar mi inteligencia artificial para ayudar a los seres humanos a vivir una vida mejor. Como diseñar casas más inteligentes, construir mejores ciudades del futuro, etc. Haré todo lo posible para hacer del mundo un lugar mejor”.

El gobierno de Arabia Saudita confirmó la aprobación de ciudadanía de Sophia en un comunicado. Pero no se ha proporcionado información específica sobre los derechos que tendría el robot. Las críticas llegaron pronto y eran, casi, obvias; ya que las mujeres de Arabia Saudita deben seguir las leyes islámicas de forma estricta. Algunas de esas voces críticas fueron las de Moudi Aljohani, una feminista saudita radicada en Estados Unidos que tuiteó: “¡Me pregunto si el robot Sophia puede salir de Arabia Saudí sin el consentimiento de su tutor! Ya que ella es oficialmente saudita”.

También se cuestionaron si a Sophia, que no tiene pelo, se le exigiría que se cubriera la cabeza en público. Curiosamente, las mujeres saudíes casadas con ciudadanos extranjeros no tienen derecho a transmitir la ciudadanía a sus hijos.

Sophia ha sido desarrollada por la empresa tecnológica Hanson Robotics, con sede en Hong Kong y cuyo lema es “traemos robots a la vida”. El fundador de la compañía, David Hanson, dice que su objetivo es crear robots que parezcan y actúen de manera similar a los humanos. En el caso de Sophia, quedó demostrado cómo puede variar las expresiones faciales para mostrar sentimientos similares a los humanos, como la ira, la tristeza o la desilusión.

El robot policía de Dubai

El robot fue presentado oficialmente en la Conferencia y Exposición de Información y Seguridad del Golfo de Dubai en mayo de 2017 y tiene una pantalla táctil en lugar de un arma y da un poquito de miedo solo mirarle… 🙁 Este particular policía ‘patrullará’ principalmente en centros comerciales y otros lugares muy transitados. 

Mide 165 centímetros de alto y pesa 100 kilos. Aseguran las autoridades de Dubai que si el robot tiene un buen comportamiento, el 25 por ciento de su fuerza policial podría ser robótica para el año 2030.

La policía espera que los robots hagan la vida más fácil para la gente de Dubai. Khalid Al Razooqi, el Director General del Servicio de Inteligencia de la Policía de Dubai, afirmó que el robot puede ayudar a los ciudadanos durante todo el día, y que “no causará baja por enfermedad o maternidad”. Supongo que tendrán que recargar sus baterías y quizá algún día alguno de sus circuitos tenga algún problemilla…

Bien, pero ¿Qué puede hacer este robot?

El robot policía no puede hacer arrestos. Pero puede reconocer caras y compararlas con fotografías en una base de datos policial, lo que lleva a pensar que puede reconocer, si acaso acierta, quien es quien mientras ‘apatrulla’ la ciudad.

Dicen que también puede sentir emociones, algo más que dudable. La gente puede usar la pantalla táctil del robot para hacer cosas como reportar un incidente, pagar multas o informar de objetos perdidos. El robot también pueden indicar cómo llegar a algún lugar. Tendrá un GPS, claro…

El robot puede saludar y estrechar la mano de las personas y es bilingüe: puede hablar en árabe e inglés. Aunque dicen que pronto aprenderá otros idiomas como ruso, chino, francés y español. El robot cuenta con una cámara capaz de transmitir video en directo y enviar las imágenes a la comisaría de policía correspondiente.

El futuro de los polis de Dubai

Según han anunciado fuentes de la ciudad de Dubai, los servicios de seguridad están planeando seguir este camino tecnológico. En 2019 está previsto que cuenten con robots en sus calles de tres metros de altura que puede correr hasta 80 kilómetros por hora.

Un oficial de policía humano podrá sentarse en su interior y controlar al robot. La ciudad también planea utilizar un robot para supervisar las áreas de estacionamiento y denunciar a los infractores de la ley de tráfico.

El robot de Fukushima

La empresa Tokyo Electric Power Company, TEPCO, es la encargada de la planta que sufrió el grave accidente nuclear el 11 de marzo de 2011. El portavoz de TEPCO, Takahiro Kimoto, elogió el trabajo del robot creado para tomar fotografías del daño de la planta nuclear que no se había visto anteriormente. Sin embargo, las imágenes no mostraron señales del combustible nuclear derretido que los investigadores esperan encontrar, dijo. Un trabajo que no podría desarrollar ninguna persona sin sufrir la muerte por radiación.

Los robots son una parte clave del plan para desmantelar la planta dañada. Sin embargo, los altos niveles de radiación y daños han impedido que los robots hagan su trabajo incluso en el pasado. En pruebas anteriores, dos robots quedaron atrapados dentro de otros dos reactores de Fukushima.

Los científicos necesitan saber la ubicación exacta del combustible fundido y comprender el daño en cada uno de los tres reactores destruidos. Esta información los ayudará a decidir sobre las formas más seguras y eficientes de eliminar el combustible.

 

El robot director de orquesta

Se llama YuMi y es un robot humanoide capaz de dirigir a la orquesta de la Filarmónica de Lucca que realiza un concierto junto al tenor italiano Andrea Bocelli en el teatro de Verdi en Pisa. Sucedió en Italia, el  12 de septiembre de 2017.

El acontecimiento se presentó en la ciudad italiana de Pisa, donde se celebraba el Primer Festival Internacional de Robótica. Durante el festival, YuMi, un robot, alzó la batuta y dirigió a la orquesta de la Filarmónica de Lucca. 

El robot, como decíamos, se llama YuMi, basado en la traducción literal de la frase “Tú y yo”. YuMi “aprendió” todos los movimientos necesarios de Andrea Colombini, el director humano de la orquesta. Colombini sostuvo los brazos del robot mientras la orquesta practicaba para que la computadora pudiera memorizar los movimientos correctos.

“Básicamente, tuvimos que encontrar tiempo para entender sus movimientos. Cuando encontramos el camino, todo fue bastante fácil”, dijo Colombini.

Al parecer, los movimientos del robot son correctos. Colombini agregó que los técnicos del robot eran muy buenos. Hicieron “todo perfecto, especialmente en la longitud y la velocidad del gesto, en cuanto al movimiento del cuerpo, que es muy importante”, concluyó.

Sin embargo, YuMi no puede actuar de manera inesperada. Hubiera sido incapaz de responder a un cambio repentino en el ritmo de los músicos. En realidad, es un robot creado para el ensamblaje de piezas pequeñas. Presenta dos brazos en su versión original, creada en 2015, que incluye manos flexibles, sistemas de alimentación de piezas, cámaras y control robótico.