Fascismo: características ideológicas | Actually Notes Magazine
Delegación del NSDAP en el Día de Alemania, organizado en Coburg por el Deutschvolkisches Schutz- und Trutzbund. Octubre de 1922.
Delegación del NSDAP en el Día de Alemania, organizado en Coburg por el Deutschvolkisches Schutz- und Trutzbund. Octubre de 1922.

Fascismo: características ideológicas

Ahora que se habla tanto de fascismo (cualquiera, a la mínima ocasión, es insultado con el epíteto de fascista, cuando se quiere decir simplemente intolerante, por ejemplo) sería conveniente echar la mirada a la Historia y repasar las raíces y las características reales y auténticas del fascismo, como ideología de masas triunfante en el siglo XX en muchos países de Europa, para no confundirlo con ese ‘insulto facilón’ con que algunos esgrimen, precisamente, una actitud en algún sentido fascista.

Índice:

        • ¿Qué es el fascismo?

          El fascismo es una ideología política que dominó la política de países de la Europa central, meridional y oriental entre, aproximadamente los años 1919 y 1945; y que también contó con seguidores en Europa occidental, Estados Unidos, Sudáfrica, Japón, América Latina e, incluso, Oriente Medio. Vamos, en medio Mundo.

          Benito Mussolini, el primer líder fascista

          Partido Nacional Fascista
          Partido Nacional Fascista

          El primer líder fascista de Europa fue Benito Mussolini, quien tomó el nombre para fundar su partido de la palabra latina fasces (literalmente: movimiento); y que se refería a un haz de olmos o varas de abedul (que generalmente contiene un hacha) utilizado como símbolo de la autoridad penal en la antigua Roma. Aquí ya encontramos la primera característica del fascismo: el recuerdo de épocas pasadas, el Imperio Romano. Bajo el mando de Mussolini estaba su partido, El Partido Nacional Fascista (Partito Nazionale Fascista), de hecho la única formación política legal en Italia durante su dictadura entre 1925 y 1943. Ya sabemos cómo acabó Benito y su amante Claretta Petacci. En este video, de producción propia, se puede ver el final de ambos:

          Video: ¿El pueblo se cobra el precio?

          Mire este video en Youtube.


        • También te puede interesar:

          KGB_Espionage_Museum_logo

        • Los Museos dedicados a la KGB en el MUNDO


          Características de los partidos fascistas

          Aunque hay diferencias, algunas más significativas que otras, entre los partidos políticos y movimientos fascistas había algunas concomitancias, entre las que destacan:

          • Un acentuado nacionalismo, esencialmente, militarizado.
          • El poco aprecio por la democracia electoral y el liberalismo político, económico y cultural
          • El gobierno de las elites.
          • La existencia de una jerarquía social natural, solo dominada por los mandatarios, que pertenecían a las propias elites.
          • La creación de una «comunidad popular», lo que se vino en llamar, en alemán, Volksgemeinschaft , donde los intereses individuales están subordinados al bien de la nación, término este último fundamental para los fascistas.

          Te puede interesar:


          Características comunes del fascismo, por Lawrence Britt

          Es ampliamente conocido el artículo del politólogo Lawrence Britt, redactado para Free Inquiry en 2003, y titulado «Fascism Anyone?». En este trabajo, Britt realizó un estudio comparado de los regímenes fascistas de distintos países, desde el caso de Hitler en Alemania, el de Mussolini en Italia, Franco en España, Suharto en Indonesia y Pinochet en Chile. Britt describió los 14 elementos que encontró en común entre ellos. Este trabajo es interesante porque pone de relieve partidos políticos y regímenes establecidos en puntos dispares, geográficamente hablando; incluso en distintos periodos de tiempo.




          Estas serían dichas características:

          1. Poderoso y continuo nacionalismo.

          La patria, o mejor dicho la NACIÓN, sobre todas las cosas. Esto se desarrolla a través de lemas patrióticos, lemas, canciones y otras parafernalia. El uso de las banderas es habitual en los actos públicos y decoran cualquier lugar. 

          2. El desdén por el reconocimiento de los derechos humanos

          Debido al temor a los enemigos y la necesidad de seguridad, las personas en los regímenes fascistas están convencidas de que los derechos humanos pueden ignorarse en ciertos casos debido a la «necesidad». Las personas tienden a mirar hacia otro lado o incluso a aprobar la tortura, ejecuciones sumarias, asesinatos, encarcelamientos prolongados de prisioneros, etc.

          3. Identificación de enemigos / chivos expiatorios como causa unificadora

          Las personas se unen en un frenesí patriótico unificador sobre la necesidad de eliminar una amenaza común o enemigo: las minorías raciales, étnicas o religiosas; liberales comunistas socialistas, terroristas, etc.

          4. Supremacía de los militares

          Incluso cuando hay problemas internos generalizados, a los militares se les da una cantidad desproporcionada de fondos del gobierno. Los soldados y el servicio militar están empoderados.

          5. Política sexista

          Los gobiernos de las naciones fascistas tienden a ser casi exclusivamente dominados por los hombres. Bajo los regímenes fascistas, los roles tradicionales de género se hacen más rígidos. La oposición al aborto es alta, al igual que la homofobia y la legislación anti-gay y la política nacional.

          6. Control de los Medios de Comunicación

          A veces, los medios de comunicación están directamente controlados por el gobierno, pero en otros casos, los medios de comunicación están controlados indirectamente por la regulación gubernamental o por los portavoces y ejecutivos de los medios de comunicación. La censura es muy común, especialmente en tiempos de guerra.

          7. Obsesión por la seguridad nacional

          El miedo es usado como una herramienta motivacional por el gobierno sobre las masas.

          8. Religión y gobierno unidos

          Los gobiernos en las naciones fascistas tienden a usar la religión más común en la nación como una herramienta para manipular la opinión pública. La retórica religiosa y la terminología son comunes entre los líderes del gobierno, incluso cuando los principios fundamentales de la religión son diametralmente opuestos a las políticas o acciones del gobierno.

          9. El poder corporativo está protegido

          La aristocracia industrial y empresarial eligen y mantienen a los líderes del gobierno en el poder, creando una relación de negocios y gobierno mutuamente beneficiosa.

          10. El poder de trabajo es suprimido

          Debido a que el poder organizador del trabajo es la única amenaza real para un gobierno fascista, los sindicatos de trabajadores son eliminados por completo o son severamente reprimidos.

          11. El desdén por los intelectuales y las artes

          Las naciones fascistas tienden a promover y tolerar la hostilidad abierta hacia la educación superior y la academia. No es raro que los profesores y otros académicos sean censurados o incluso arrestados. La libre expresión en las artes es abiertamente atacada, y los gobiernos a menudo se niegan a financiar las artes.

          12. Obsesión por el crimen y el castigo

          Bajo los regímenes fascistas, la policía tiene un poder casi ilimitado para hacer cumplir las leyes. La gente a menudo está dispuesta a pasar por alto los abusos policiales e incluso renunciar a las libertades civiles en nombre del patriotismo. A menudo hay una fuerza policial nacional con poder virtualmente ilimitado en las naciones fascistas.

          13. Cronyism rampante y la corrupción

          Los regímenes fascistas casi siempre están gobernados por grupos de amigos y asociados que se designan entre sí para ocupar cargos en el gobierno y utilizan el poder y la autoridad del gobierno para proteger a sus amigos. No es infrecuente en los regímenes fascistas que los líderes del gobierno se apropien o incluso roben directamente las riquezas.

          14. Elecciones fraudulentas

          A veces las elecciones en las naciones fascistas son una completa farsa. Otras veces, las elecciones son manipuladas por campañas de difamación o incluso el asesinato de candidatos de la oposición, el uso de legislación para controlar los números de votación o los límites de los distritos políticos, y la manipulación de los medios de comunicación. Las naciones fascistas también suelen usar sus poderes judiciales para manipular o controlar las elecciones.

          Los principales partidos políticos fascistas

          Como ya comentamos, el primer partido fascista fue el de Mussolini: el Partido Nacional Fascista (Partito Nazionale Fascista). Estos son los principales partidos que tienen en común la ideología fascista.

          En Alemania: (Nationalsozialistische Deutsche Arbeiterpartei), o Partido Nazi, dirigido por Adolf Hitler y que representa a su movimiento de nacionalsocialismo.

          Nationalsozialistische Deutsche Arbeiterpartei
          Nationalsozialistische Deutsche Arbeiterpartei
          Delegación del NSDAP en el Día de Alemania, organizado en Coburg por el Deutschvolkisches Schutz- und Trutzbund. Octubre de 1922.
          Delegación del NSDAP en el Día de Alemania, organizado en Coburg por el Deutschvolkisches Schutz- und Trutzbund. Octubre de 1922.




          Te puede interesar:

          Mire este video en Youtube.


          En Austria: el Frente Patriótico (Frente Vaterländische), dirigido por Engelbert Dollfuss y apoyado por Heimwehr (Fuerza de Defensa Nacional), una importante organización paramilitar de derecha.

          Frente Vaterländische
          Frente Vaterländische

          la Unión Nacional (Unión Nacional) en Portugal, liderada por António de Oliveira Salazar (que se volvió fascista después de 1936)

          Unión Nacional
          Unión Nacional

          En Grecia: el Partido de los Librepensadores (Elefterofronoi), liderado por Ioannis Metaxas, militar y político griego que el 4 de agosto de 1936 estableció una dictadura​ de corte fascista en el país desde abril de 1941, fecha en la que los alemanes invadieron Grecia.;

          En Croacia: la Ustaša («Insurgencia») , dirigida por Ante Pavelić en 1929 se caracterizó por el uso continuado de la violencia terrorista con crueldad extrema. Su objetivo era la independencia de Croacia de la ex Yugoeslavia.

          Ustaša
          Ustaša

          Noruega

          En Noruega: la Unión Nacional (Nasjonal Samling) , que estuvo en el poder durante solo una semana, aunque su líder, Vidkun Quisling, más tarde fue nombrado presidente de la minería bajo la ocupación alemana.

          Vidkun Quisling
          Vidkun Quisling
          Nasjonal Samling
          Nasjonal Samling

          En JapónTaisei Yokusankai, en la Segunda Guerra Mundial, bajo la dictadura militar del almirante Hideki Tōjō.

          Taisei Yokusankai
          Taisei Yokusankai
          Hideki Tōjō
          Hideki Tōjō

          En esta foto de archivo del 11 de septiembre de 1945 hecha en Tokio, el general Hideki Tojo yace semiconsciente en una silla con una bala abierta justo debajo del corazón después de un intento de suicidio. (Foto AP/Archivo: Charles Gorry)


          En España: La Falange, fundada en 1933 por José Antonio Primo de Rivera, nunca pudo llegar al poder, pero muchos de sus miembros se integraron en la dictadura militar de Francisco Franco, que a su vez mostraba algunas características fascistas.

          falange
          falange

          Mire este video en Youtube.

          Mire este video en Youtube.


          En Polonia: El Campo Nacional Radical-Falangista partido antisemita, más conocido como Falanga, fue liderado por Boleslaw Piasecki, fue influyente pero no pudo derrocar al régimen conservador de Józef Piłsudski.

           Campo Nacional Radical-Falangista
          Campo Nacional Radical-Falangista

          En Finlandia: El Movimiento Lapua de Vihtori Kosola. Estuvo a punto de dar un golpe de estado en 1932, pero fue controlado por conservadores respaldados por el ejército.

          Movimiento Lapua
          Movimiento Lapua

          En Hungría: Partido de la Cruz Flechada (Nyilaskeresztes Párt), dirigido por Ferenc Szálasi, fue suprimido por el régimen conservador de Miklós Horthy en 1944, cuando Szálasi se convirtió en un gobernante títere bajo la ocupación alemana.

          Partido de la Cruz Flechada
          Partido de la Cruz Flechada

          En Rumania: la Guardia de Hierro (Garda de Fier), también llamada la Liga de la Defensa Cristiana, la Legión del Arcángel Miguel y Todos por la Patria, dirigida por Corneliu Codreanu, fue disuelta por el régimen dictatorial del Rey Carol II en 1938. En 1939, Codreanu y varios de sus legionarios fueron arrestados y «fusilados mientras intentaban escapar». En 1940, los restos de la Guardia de Hierro volvieron a compartir el poder, pero fueron finalmente aplastados por los conservadores rumanos en febrero de 1941.

          Rumania: la Guardia de Hierro
          Rumania: la Guardia de Hierro

          En Francia, la Cruz de Fuego (Croix de Feu), más tarde rebautizada como Partido Social Francés (Parti Social Français), dirigida por el Coronel François de La Rocque, fue el partido más grande y de mayor crecimiento en la derecha francesa entre 1936 y 1938.

          Cruz de Fuego (Croix de Feu)
          Cruz de Fuego (Croix de Feu)

          Otros movimientos fascistas en Francia incluyeron el Faisceau de corta duración (1925-28), dirigido por Georges Valois; los Jóvenes Patriotas (Jeunesses Patriotes), liderados por Pierre Taittinger; Solidaridad francesa (Solidarité Française), fundada y financiada por François Coty y dirigida por Jean Renaud; los francos (francistes), liderados por Marcel Bucard; el Partido Popular Francés (Parti Populaire Français), dirigido por Jacques Doriot; y Acción francesa (Action Française), dirigida por Charles Maurras. Después de la invasión alemana en 1940, varios fascistas franceses sirvieron en el régimen de Vichy del mariscal Philippe Pétain.


          En Inglaterra: Durante los años 30 del siglo XX. La British Union of Fascists, (BUF) Unión Británica de Fascistas, dirigida por Oswald Mosley. Llegó a contar con 50.000 afilidos.

          British Union of Fascists, (BUF)
          British Union of Fascists, (BUF)
          Oswald Mosley
          Oswald Mosley

          En Bélgica: el Partido Rexista, dirigido por Léon Degrelle, ganó aproximadamente el 10 por ciento de los escaños en el parlamento en 1936.

          Partido Rexista
          Partido Rexista

          Cabe destacar, para finalizar, que también hubo organizaciones fascistas rusas, pero que fueron fundadas por exiliados en Manchuria, Estados Unidos y otros lugares; el mayor de estos grupos fue el Partido Fascista Ruso (VFP), dirigido por Konstantin Rodzaevsky, y la Organización Fascista Rusa (VFO), liderado por Anastasy Vonsiatsky.


          También te puede interesar:

2 comments

  • Bea dice:

    Muy completa la información, desconocía que existieran tantos partidos fascistas. Y es verdad que ahora se llama fascista a cualquier cosa

  • Benito dice:

    Son más fascistas los que dicen a los demás que son fascistas que los propios fascistas… Vamos que al final esto está lleno de fascistas 😛

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *